martes, 27 de febrero de 2018

El instituto, los libros y la vida.

Todos los martes finales de mes, desde hace tres, un grupo de alumnos y alumnas colaboradores de la biblioteca, acompañados de dos profesoras, acuden a leer al Centro de día Catedi, de Albolote. Se reúnen en el vestíbulo a las 10:15, repasan lo que van a leer ese día y salen caminando a buen paso (en parte por el frío y en parte por la necesidad de aprovechar el tiempo allí hasta que vuelvan para el recreo).
El centro se encuentra a pocos metros del instituto, pero el camino de ida y de vuelta no es el mismo. A la ida, vamos hablando casi siempre de clases, profesores, asignaturas, de las calles de su pueblo por las que pasamos. De vuelta, comenzamos a andar aún inmersos en las conversación con las personas mayores con las que hemos estado; sus recuerdos, sus experiencias de vida y su ternura a la hora de hablar de su familia vienen con nosotros. Al volver, ya no hablamos del instituto, y tampoco de los libros, sino de la vida.
Ya estamos deseando volver el próximo martes.








lunes, 26 de febrero de 2018

Entre son et sens






Amandiers en fleurs . Vincent Van Gogh 

 


MA POÉSIE 


Il est dans le Midi des fleurs d’un rose pâle

Dont le soleil d’hiver couronne l’amandier ;

On dirait des flocons de neige virginale

Rougis par les rayons d’un soleil printanier.


Mais pour flêtir les fleurs qui forment ce beau voile

Si la rosée est froide, il suffit d’une nuit ;

L’arbre alors de son front voit tomber chaque étoile,

Et quand vient le printemps il n’a pas un seul fruit.


Ainsi mourront les chants qu’abandonne ma lyre

Au monde indifférent qui va les oublier ;

Heureuse, si parfois une âme triste aspire

Le parfum passager de ces fleurs d’amandier.


Louise Colet 
 
L'amandier en fleurs. Pierre Bonnard
Matériel sélectionné par Rosalía Montoya.

domingo, 25 de febrero de 2018

Ven, que te dé un verso



Del 26 de febrero al 2 de marzo

En el marco de las Jornadas de Interculturalidad
que tendràn lugar en nuestro centro esta semana.



No me llames extranjero

No me llames extranjero porque haya nacido lejos,
o porque tenga otro nombre la tierra de donde vengo.
No me llames extranjero porque fue distinto el seno
o porque acunó mi infancia otro idioma de los cuentos.
No me llames extranjero si en el amor de una madre
tuvimos la misma luz en el canto y en el beso
con que nos sueñan iguales las madres contra su pecho.

No me llames extranjero, ni pienses de dónde vengo,
mejor saber dónde vamos, adónde nos lleva el tiempo.
No me llames extranjero porque tu pan y tu fuego
calmen mi hambre y mi frío, y me cobije tu techo.
No me llames extranjero, tu trigo es como mi trigo,
tu mano como la mía, tu fuego como mi fuego,
y el hambre no avisa nunca, vive cambiando de dueño.

Y me llamas extranjero porque me trajo un camino,
porque nací en otro pueblo, porque conozco otros mares,
y un día zarpé de otro puerto,
si siempre quedan iguales en el adiós los pañuelos
y las pupilas borrosas de los que dejamos lejos,
y los amigos que nos nombran y son iguales los rezos
y el amor de la que sueña con el día del regreso.

No, no me llames extranjero, traemos el mismo grito,
el mismo cansancio viejo que viene arrastrando el hombre
desde el fondo de los tiempos, cuando no existían fronteras,
antes que vinieran ellos, los que dividen y matan,
los que roban, los que mienten, los correos que venden nuestros sueños,
ellos son, ellos son los que inventaron esta palabra: extranjero.

No me llames extranjero, que es una palabra triste, y
que es una palabra helada, huele a olvido y a destierro.
No me llames extranjero, mira tu niño y el mío
cómo corren de la mano hasta el final del sendero,
no los llames extranjeros, ellos no saben de idiomas,
de límites, ni banderas, míralos, se van al cielo
por una risa paloma que los reúne en el vuelo.

No me llames extranjero, piensa en tu hermano y el mío,
el cuerpo lleno de balas besando de muerte el suelo,
ellos no eran extranjeros, se conocían de siempre
por la libertad eterna e igual de libres murieron.
No me llames extranjero, mírame bien a los ojos,
mucho más allá del odio, del egoísmo y el miedo,
y verás que soy un hombre, no puedo ser extranjero.

RAFAEL AMOR

lunes, 19 de febrero de 2018

Entre son et sens



Pierre Lefèvre, Ville sous la pluie

IL PLEURE DANS MON COEUR


Il pleure dans mon coeur 
Comme Il pleut sur la ville ; 
Quelle est cette langueur 
Qui pénètre mon coeur?


Ô bruit doux de la pluie 
Par terre et sur les toits ! 
Pour un coeur qui s’ennuie, 
Ô le chant de la pluie ! 


Il pleure sans raison 
Dans ce coeur qui s’écoeure, 
Quoi ! Nulle trahison?... 
Ce deuil est sans raison. 


C’est bien la pire peine 
De ne savoir pourquoi 
Sans amour et sans haine 
Mon coeur a tant de peine! 


Paul VerlaineRomances sans paroles

Matériel sélectionné par Rosalía Montoya

domingo, 18 de febrero de 2018

Ven, que te dé un verso

Del 19 al 23 de febrero



El camino no elegido

Dos caminos se bifurcaban en un bosque amarillo,
y apenado por no poder tomar los dos
siendo un viajero solo, largo tiempo estuve de pie
mirando uno de ellos tan lejos como pude,
hasta donde se perdía en la espesura;

Entonces tomé el otro, imparcialmente,
y habiendo tenido quizás la elección acertada,
pues era tupido y requería uso;
aunque en cuanto a lo que vi allí
hubiera elegido cualquiera de los dos.

Y ambos esa mañana yacían igualmente,
¡Oh, había guardado aquel primero para otro día!
Aun sabiendo el modo en que las cosas siguen adelante,
dudé si debía haber regresado sobre mis pasos.

Debo estar diciendo esto con un suspiro
de aquí a la eternidad:
dos caminos se bifurcaban en un bosque y yo,
yo tomé el menos transitado,
y eso hizo toda la diferencia.

Robert Frost

lunes, 12 de febrero de 2018

Entre son et sens


Pablo Picasso



                                       


LE CARNAVAL ET MARDI GRAS

D’abord, c’était une festivité païenne romaine célébrant la fin de l’hiver. Elle fut plus tard christianisée..Pendant cette période de fêtes, les interdits étaient transgressés et les déguisements autorisés.

D’après la tradition chrétienne ,le Carnaval désigne les jours gras qui précédent le Mercredi des Cendres ,lequel ouvre la Carême ( quarante jours de jeûne avant Pâques).. Mardi gras est le dernier jour gras, celui qui est fêté avec plus d’éclat dans beaucoup de pays francophones.En France, les carnavals les plus réputés sont ceux de Dunkerque et ceux de Nice.

Pablo Picasso


TU NE ME RECONNAÎTRAS PAS



Ogre ou ogresse

Tigre ou tigresse

Duc  ou duchesse,

Tu ne me reconnaîtras pas.



Roi ou reine,

Indien ou indienne,

Vénitien ou vénitienne,

Tu ne me reconnaîtras pas.



Lapin ou lapine,

Arlequin ou arlequine,

Pierrot ou Colombine,

Tu ne me reconnaîtras pas.



Souriceau ou souricette,

Hibou ou chuette,

Chevreau ou chevrette,

Tu ne me reconnaîtras pas.

Tralala

(Comptine)


Pablo Picasso

AU CARNAVAL



Au carnaval de Rio,

Les musiciens jouent du banjo.

On danse la salsa et la rumba,

Le tango et le tcha,tcha,tcha.



Au Carnaval de Vénise,

Tout le monde se déguise

On rencontré des princes et des marquises,

Des lionnes et des souris grises.



Au carnaval de Nice,

C’est un véritable délice.

On se lance des confetis,

Des serpentins et des grains du riz.



(Auteur inconnu)

Ven, que te dé un verso


Semana del 12 al 16 de febrero

CLARIBEL ALEGRÍA
In memoriam


Marie-Esther

BARAJANDO RECUERDOS

Barajando recuerdos
me encontré con el tuyo.
No dolía.
Lo saqué de su estuche,
sacudí sus raíces
en el viento,
lo puse a contraluz:
Era un cristal pulido
reflejando peces de colores,
una flor sin espinas
que no ardía.
Lo arrojé contra el muro
y sonó la sirena de mi alarma.
¿Quién apagó su lumbre?
¿Quién le quitó su filo
a mi recuerdo-lanza que yo amaba?


CLARIBEL ALEGRÍA

lunes, 5 de febrero de 2018

Premio a @BiblioAricel en la convocatoria #MinutodeLibro





¡Hoy estamos de enhorabuena! Nuestro centro ha recibido uno de los premios de la convocatoria #MinutodeLibro que se llevó a cabo para la celebración del #DíaLecturaAndalucía
Lo más bonito ha sido poder disfrutar y aprender de las propuestas de tantos centros, de la ilusión, el entusiasmo y el trabajo en equipo.
¡Enhorabuena a todos los participantes y que vivan las #SinSombrero!




Y muchas gracias a nuestras alumnas Blanca Ferrer, Lucía Medina y María González (1º de Bachillerato) e Inmaculada Chacón (4º ESO) por sus interpretaciones y a nuestro orientador Daniel Guerrero por la realización del vídeo.


En este enlace podéis ver el vídeo homenaje a las Sinsombrero:


Entre son et sens



Gusteve Caillebotte ( Toits de Paris sous la neige) 



PAYSAGE

Je veux, pour composer chastement mes églogues,
Coucher auprès du ciel, comme les astrologues,
E0t, voisin des clochers, écouter en rêvant
Leurs hymnes solennels emportés par le vent.
Les deux mains au mentón, du haut de ma mansarde,
Je verrai l’atelier qui chante et qui bavarde ;
Les tuyaux, les clochers, ces mâts de la cité,
Et les grands ciels qui font rêver d’éternité.

Il est doux, à travers les brumes, de voir naître
L’étoile dans l’azur, la lampe à la fenêtre,
Les fleuves de charbon monter au firmament
Et la lune verser son pâle enchantement.
Je verrai les printemps, les étés, les automnes ;
Et quand viendra l’hiver aux neiges monotones,
Je fermerai partout portières et volets
Pour bâtir dans la nuit mes féeriques palais.
Alors, je revêrai des horizons bleuâtres,
Des jardins, des jets d’eau pleurant dans les albâtres,
Des baisers, des oiseaux chantant soir et matin,
Et tout ce que l’Idylle a de plus enfantin.
L’Émeute, tempêtant vainement à ma vitre,
Ne fera pas lever mon front de mon pupitre ;
Car je serai plongé dans cette volupté
D’évoquer le Printemps avec ma volonté,
De tirer un soleil de mon coeur, et de faire
De mes pensers brûlants une tiède atmosphère.

Charles Beaudelaire (Recueil: Les fleurs du mal)


Honoré Daumier (Le poète dans sa mansarde)


Matériel sélectionné par Rosalía Montoya

Ven, que te dé un verso


Raquel Díaz Reguera




SEMANA DEL 5 AL 9 DE FEBRERO

In memoriam


Edad


Si yo fuera mayor,
lo cual parece casi imposible,
amaría los ríos limpios entre las aneas,
el arco de las truchas,
las ocas paseando una tras otra por la orilla,
bobas y solteras como señoritas puritanas,
la campana sonando lejana en la heredad,
todo como lo viera alguna vez
en un paraje nórdico.
Y allí, bajo el árbol de la vida,
sentarme a leer un libro hermoso,
ya leído.
Pero sí, soy mayor
y amo aun lo que apenas si recuerdo:
la madrugada alta y su ginebra,
la nuca que termina en rizo último
entre mis dientes,
despertar con el alba y con el miedo
de no saber quién duerme entre las sábanas,
la ola blanca y fría dejándome en el cuerpo
la escarcha de los christmas,
su ventura augural del año nuevo.
Y a la mañana al sol, junto a la barca,
leer el mismo libro de mis días.

Pablo García Baena